El accidente del vehículo ha ocurrido en el kilómetro 6 de la carretera C-38 y al parecer 600 litros de gasolina y gasóleo se habrían derramado

La Direcció General de Protecció Civil (DGPC) ha activado en fase de alerta el Plan especial por accidentes en el transporte de mercancías peligrosas (Transcat) por el accidente de un camión cisterna cargado con 32.000 litros de gasolina y gasóleo en Camprodon (Ripollès).

El accidente ha ocurrido en el kilómetro 6 de la carretera C-38 y ha provocado una fuga del combustible transportado. Las cuatro dotaciones de Bomberos de la Generalitat han podido estabilizar y cerrar la fuga alrededor de las nueve de la mañana, así como confinar el producto en un dique de contención.

Finalmente se habrían vertido 600 litros del producto, mientras la Agencia Catalana de Residuos (ACR) se ha encargado de gestionar la retirada de al menos dos metros cúbicos de tierra mezclada con combustible en un trabajo conjunto con la misma empresa transportista.

En estos momentos, se espera la llegada de un nuevo camión cisterna para poder transvasar el producto que queda en el vehículo accidentado.

Los Bomberos y diversas patrullas de los Mossos d’Esquadra han trabajado en la carretera que ha presentado paso alternativo en ese punto.

Lavanguardia.com

Pin It on Pinterest